¿Por qué debemos aplicar el protocolo en los actos oficiales?

17 agosto, 2017

El Real Decreto de Precedencias del Estado 2099/1983 es la perfecta chuleta para organizar un acto oficial.

El Protocolo asegura el éxito de los eventos, sea cual sea su finalidad. Además permite la comunicación entre todos los procesos que se llevan a cabo siempre y cuando se respeten las normativas.

Tenemos que tener en cuenta que no todos los eventos disponen de un sistema protocolario de obligatoria aplicación. Los actos de carácter oficial (Gobierno, instituciones, la Corona, Administraciones estatales…) deben cumplir con todas las normativas protocolarias, aquí en España regidas por el Real Decreto sobre Ordenación General de Precedencias del Estado 2099/1983, aunque también en algunos casos de actos privados regidos por costumbres y tradiciones, es decir, en este caso el protocolo también nos aconseja, sin obligar (por ejemplo un acto religioso).

El decreto nos puede resultar útil para saber los rangos de ordenación de precedencias, dependiendo del tipo de acto y dónde se celebre, además de averiguar el trato que debe recibir cada personalidad que deba asistir, por ejemplo en el caso de las invitaciones y las placas en un acto de inauguración.

Se puede considerar una “chuleta” que cualquier organizador de eventos debería llevar debajo del brazo, sin sentir vergüenza, para asegurarse de que las precedencias se respetan al pie de la ley y evitar confrontaciones o malos entendidos entre los asistentes.

Por: Alexandra Alfonso

Fuente imágenes:
protocolo.org
http://mjprp.blogspot.com.es/2013/01/precedencias-oficiales-del-caos-la-paz.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

17 − 16 =