Todo comunica, influye y promociona

8 junio, 2016

rrpp_dj_barcelona

Es sábado noche, son las 21:00h y en 15 minutos tenemos cena de directiva y equipo en el restaurante Citrus de Passeig de Gràcia con nuestro artista invitado de esta noche.

El driver tiene las instrucciones precisas de recogerle en el aeropuerto del Prat a las 20:55h y traerlo al restaurante a las 21:30h. Efectivamente, hay un margen de entre 15 y 20 minutos; tiempo que suelo llamarlo “de reserva” para que cualquier contratiempo no nos haga correr más o quedar mal llegando tarde. Planeado.

Ya nos hemos saludado, estamos en la mesa, 14 personas por cierto, y hemos pedido los primeros y segundos a los camareros de nuestra mesa. Hemos agradecido el detalle de un entrante sencillo (pan con tomate, surtido de quesos y verduras con tempura) mientras esperamos. Se nota que cuando se hizo la reserva se especificó que hubiera opciones veganas. Profesional.

Son las 22:00h y tenemos exactamente 2 horas antes de que abran las puertas del club. Calculando que tenemos 15 minutos en taxi des de Passeig de Gràcia hasta Calle Tarragona. Lo ideal sería, entonces, salir a las 23:45h del restaurante. Previsto.

Comemos, nos sentamos alrededor de la mesa con un criterio estratégico protocolariamente hablando, para mejorar vínculos en el cual situamos a nuestros tres invitados (tour manager, dj invitado y booker agent) en orden de precedencias enfrene a la directiva, en la cual también está el director del club y nuestros djs. Estos, repartidos a nuestra izquierda, cerca del booker agent que está en frente de nosotros, intuyendo que situándolo ahí los temas de conversación que se generarán serán vinculados a la música y a mencionar las últimas fiestas en las cuales ambos han participado. Por cierto, el booker se ha apuntado a cenar a última hora. Genial, más caras influyentes con las que aparecer en la foto durante el café. ¡Nunca antes! No vaya a ser que uno sonría y tenga media lechuga entre los dientes. Estratégico.

Disparamos fotos y en menos de 15 segundos ya están en redes sociales, tanto en perfiles personales como en los profesionales. “Nos etiquetamos” y empiezan a llover likes. Ya hemos hecho el “ruido online” que queríamos generar para que nuestro público y amigos empiecen a hablar de nosotros antes de venir a bailar esta noche. Resultado.

Nos vamos al club, repartimos en taxis. Nos dividimos en ellos manteniendo el objetivo; cuidar siempre al artista. Nuestro dj invitado y su booker suben con los dos socios en el coche del driver y los demás nos repartimos en dos taxis. Coordinado.

Son las 00:05 y hay una cola en la puerta que denota noche intensa. Llegamos (cinco minutos tarde), el dj residente está terminando de montar su dj set up y el director de sala le dice que “espavile” porqué abren las puertas 6 minutos tarde. Por parte nuestra, uno de los socios se queda con el equipo de promoción para verificar la lista de invitados de compromiso (amigos) en la puerta, mientras el otro, junto al director del club, acompañan al dj invitado, a su tour manager y al booker agent al backstage donde ahí ya le espera una camarera muy amable que le atiende con lo que ya se ha especificado en el rider de bebidas que ya recibimos en la agencia hace una semana. Proactivo.

Empieza la noche, 6 horas por delante y la mayor parte del trabajo está hecho. Hemos cumplido con los objetivos de marca: profesionalidad, detalle y calidad y hemos aplicado técnicas de influencia tanto internas como externas para que cada acción nos posicione tanto en offline, como en online. Toca disfrutar.
www.hex-barcelona.com

Eduard Serra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 + Trece =